Aspectos fiscales de la liquidación de la sociedad de gananciales

Aspectos fiscales de la liquidación de la sociedad de gananciales cuando cada cónyuge se adjudica bienes que se corresponden con el 50% del haber común.

Veamos los aspectos fiscales de la liquidación de la sociedad de gananciales cuando el matrimonio se divorcia y cada uno de los cónyuges se adjudica bienes cuyo valor representa el 50% del patrimonio de dicha sociedad.

En posteriores artículos nos iremos ocupando de los aspectos fiscales que se pueden ir dando cuando se liquida la sociedad de gananciales y existen excesos de adjudicación a favor de un cónyuge respecto del otro.

EJEMPLO de adjudicación del bienes al 50%:

a) Matrimonio casado en gananciales que se divorcia.

b) En el convenio regulador se liquida la sociedad de gananciales.Aspectos fiscales de la liquidación de la sociedad de gananciales

c) El matrimonio es titular en gananciales de la vivienda familiar, de un piso en la playa y de dos cocheras.

d) En la liquidación, la esposa se adjudica la vivienda familiar valorada en 200.000 euros; mientras el esposo se adjudica el piso y las cocheras valoradas en 200.000 euros.

e) Cada uno de los cónyuges se adjudica bienes que representan el 50% del valor de los bienes de la sociedad.

f) Para que cada cónyuge pueda inscribir a su nombre la adjudicación de los bienes en el Registro de la Propiedad deben pasar antes por Hacienda y ver si esta liquidación tributa o no.

 

Aspectos fiscales de la liquidación de la sociedad de gananciales

En el supuesto que examinamos hemos de partir, como nos recuerda la Dirección General de Tributos (DGT) en algunas consultas vinculantes, lo siguiente:

La disolución de la sociedad de gananciales con la consiguiente adjudicación de su patrimonio a los cónyuges constituye una operación NO SUJETA a la modalidad de TRANSMISIONES PATRIMONIALES ONEROSAS del Impuesto de Transmisiones Patrimoniales y Actos Jurídicos Documentados (ITP y AJD) .

La extinción o disolución de una comunidad de bienes, como es la sociedad de gananciales, supone la adjudicación de bienes o derechos a cada uno de los comuneros o cónyuges en proporción a su cuota de participación, bien entendido que dicha adjudicación no es una verdadera transmisión pues no se le está atribuyendo algo que no tuvieran con anterioridad.

En este sentido el Tribunal Supremo ha declarado reiteradamente que la división de la cosa común y la adjudicación a cada comunero en proporción a su interés en la comunidad, no es una transmisión patrimonial propiamente dicha –ni a efectos civiles ni a efectos fiscales- sino una mera especificación o concreción de un derecho abstracto preexistente.

La NO SUJECIÓN a la referida modalidad de transmisiones patrimoniales onerosas posibilita la aplicación de la cuota variable de la modalidad de ACTOS JURÍDICOS DOCUMENTADOS, documentos notariales, al reunir la escritura de disolución todos los requisitos exigidos en el artículo 31.2 del Texto Refundido de la Ley del ITP y AJD:

– Tratarse de una primera copia.

– Tener por objeto cantidad o cosa valuable.

– Contener un acto inscribible en el Registro de la Propiedad.

– No estar sujeto al Impuesto Sucesiones y Donaciones ni a los conceptos comprendidos en las modalidades de transmisiones patrimoniales onerosas y operaciones societarias.

Sin embargo, el apartado 3º del artículo 45.I.B) del Texto Refundido establece la EXENCIÓN, en las tres modalidades de gravamen del Impuesto sobre Transmisiones Patrimoniales y Actos Jurídicos Documentados, tanto de las aportaciones de bienes y derechos verificados por los cónyuges a la sociedad conyugal y de las adjudicaciones que se verifiquen a su disolución a favor de aquéllos y en pago de tales aportaciones, como de las transmisiones que por tal causa se hagan a los cónyuges en pago de su haber de gananciales.

En consecuencia, QUEDA EXCLUIDA LA APLICACIÓN DE LA CUOTA VARIABLE del impuesto de Actos Jurídicos Documentados.

 

RESPUESTA AL EJEMPLO QUE HEMOS PUESTO:

Si cada cónyuge se adjudica bienes por valor del 50% del haber común no está sujeto al Impuesto de Transmisiones Patrimoniales y está exento del impuesto de Actos Jurídicos Documentados, por lo que no tendrá que tributar en Hacienda.

 

CONCLUSIÓN:

Los aspectos fiscales de la liquidación de la sociedad de gananciales, con la consiguiente adjudicación de su patrimonio a los cónyuges, constituye una operación NO SUJETA a la modalidad de transmisiones patrimoniales onerosas en tanto dicha adjudicación no es una verdadera transmisión, pues no se está atribuyendo a los cónyuges algo que no tuvieran con anterioridad.

La no sujeción a la referida modalidad de transmisiones patrimoniales onerosas posibilita la aplicación de la cuota variable de la modalidad de actos jurídicos documentados, documentos notariales, al reunir la escritura de disolución todos los requisitos exigidos en el artículo 31.2 del Texto Refundido. Sin embargo, el apartado 3º del artículo 45.I.B) del Texto Refundido establece la EXENCIÓN en las tres modalidades de gravamen del Impuesto de las transmisiones que se hagan a los cónyuges en pago de su haber de gananciales por causa de la disolución de dicha sociedad.

 

© mundojuridico.info - Aspectos fiscales de la liquidación de la sociedad de gananciales

Deja un comentario. Para consultas jurídicas llámanos al 807 502 004 (Coste de la llamada 1.21€/minuto desde fijo y 1.58€/minuto desde móvil. Impuestos incluídos. Mayores de 18 años.)

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Boletín gratuíto

Introduzca su nombre, email, y le mantendremos informado

¡Únete a nuestra comunidad antes de comentar!

Únete a Mundojurídico en Facebook, te estamos esperando

Ok, publicar mi comentario.