Derecho de corrección de los hijos

27 de marzo, 2013
Dejar comentario

Hasta dónde llega y cuáles son los límites del derecho de corrección de los hijos menores de edad.

Derecho de corrección de los hijosSe trata esta de una cuestión harto polémica que desde siempre ha generado un intenso debate entre dos bandos bien diferenciados, por un lado, el de aquellos que defienden el derecho de corrección de los hijos menores de edad en determinadas situaciones graves para lograr, por un lado, un mayor respeto por parte del menor, y por otro, evitar que el mismo se erija  en figura dominante dentro del núcleo familiar; y por otro lado, aquellos que defienden el diálogo con el menor y la psicología infantil para conseguir los mismos objetivos.

Este debate se originó a raíz de la eliminación en nuestro código civil del derecho de corrección de los hijos menores de edad. Este hecho, unido a los casos que últimamente vemos en la prensa de menores de edad que pierden las formas y el respeto a padres, profesores y compañeros, ha hecho saltar la polémica sobre la idoneidad o no de eliminar este derecho en nuestro código civil.

Junto a esto, observamos una creciente preocupación en la sociedad por el comportamiento cada vez más delictivo de muchos menores: desde agresiones en las aulas a los compañeros (el famoso Bullying), hasta agresiones a los propios profesores o incluso a los padres. El motivo principal de queja de los que abogan por el derecho de corrección, es que cualquier mínima agresión, verbal o física, puede ser considerada malos tratos, con el agravante del parentesco y el ámbito familiar, y el hecho de tratarse de un menor, llegando al punto de perder incluso la custodia de los hijos en un momento dado.

Algunos menores saben de esta situación legal y llegan a utilizarlo como medida de presión contra padres y profesores, generando situaciones de verdadero dominio del menor sobre los padres. Generalmente detrás suele haber situaciones desagradables y entornos conflictivos que desarrollan esta personalidad en el menor y que no son propiciados por el mismo ni muchísimo menos.

Recientemente se ha reabierto este debate con la medida de alejamiento impuesta a un padre de su hija durante seis meses a consecuencia de propinarle una bofetada al no hacer correctamente los deberes. A raíz de la separación entre sus padres, la menor se encontraba en casa del padre durante su turno de visita cuando un error en los deberes enfureció al padre propinándole un bofetón en la cara que le ocasionó un hematoma en el ojo izquierdo tardando cinco días en curarse. Se trata de un delito de malos tratos en el ámbito familiar, el padre ha sido condenado a 31 días de trabajos en beneficio de la comunidad y al pago de 200 euros en concepto de responsabilidad civil a la madre, amén del alejamiento de 100 metros de su hija durante seis meses.

Evidentemente, en este caso concreto estamos ante un delito de maltrato sin ninguna duda, pero la cuestión que se suscita es: ¿hasta dónde podemos considerar el límite de maltrato y el de corrección? ¿En qué punto podemos hablar de corrección de los hijos menores y en cual podemos hablar de malos tratos en el ámbito familiar? Todas estas cuestiones que se suscitan en la sociedad, en el ámbito judicial son mucho más difíciles de dirimir, y en ocasiones por errores, quedan impunes conductas claramente enfocadas en el maltrato; o se llega al absurdo de retirar la custodia de su hija a la madre que le arrojó una zapatilla de estar en casa por no hacerle caso. Si me permiten la licencia, un servidor ha recibido más de una zapatilla en las mismas circunstancias, sin embargo, quedará siempre la duda en este ámbito.

Para más información sobre la sentencia antes mencionada, sigan este enlace: Europa Press Jaén 26/03/2013

© mundojuridico.info - Derecho de corrección de los hijos

Deja un comentario. Para consultas jurídicas llámanos al 807 502 004 (Coste de la llamada 1.21€/minuto desde fijo y 1.58€/minuto desde móvil. Impuestos incluídos. Mayores de 18 años.)

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Boletín gratuíto

Introduzca su nombre, email, y le mantendremos informado

¡Únete a nuestra comunidad antes de comentar!

Únete a Mundojurídico en Facebook, te estamos esperando

Ok, publicar mi comentario.