La tributación de los alquileres de vivienda en el IRPF

El Fondo Social de Viviendas y los bancos

El Fondo Social de Viviendas y los bancos en el tema de los inquilinos morosos.

fondo social de viviendas¿Qué ocurre cuando un banco alquila uno de sus inmuebles a través del Fondo Social de Viviendas (FSV) y experimenta un caso de impago de alquiler? Por regla general, en un alquiler normal, un mes de impago habilita al arrendador-propietario para iniciar el proceso de desahucio; sin embargo, en los casos de viviendas pertenecientes al Fondo Social de Viviendas, el banco y/o arrendador-propietario, deberán esperar al menos seis meses para iniciar el desahucio.

Como decimos, por regla general, en un alquiler normal al primer impago podemos iniciar el desahucio. Esto de todas formas no es lo recomendable, en casos de impago lo mejor siempre es enviar primero un burofax al inquilino moroso demandándole el pago de la mensualidad adeudada, y en caso de que éste se negase o no efectuase dicho pago, al mes siguiente iniciar el proceso de desahucio. Se hace así a fin de evitar una posible enervación de la demanda de desahucio por parte del inquilino (enervar significa detener la demanda de desahucio), ya que se le ha dado un plazo para pagar.

¿Pero en qué consiste el FSV o Fondo Social de Viviendas? Básicamente se trata de una iniciativa del Gobierno central para que las personas desahuciadas después del 1 de enero de 2008 y que son especialmente vulnerables, puedan acceder a una vivienda cedida en alquiler social por las entidades financieras. Por lo general la mensualidad de dichos alquileres va de los 150 a los 400 euros mensuales, con un límite máximo del 30% de los ingresos de la familia, en otras palabras, la mensualidad del alquiler nunca podrá superar el 30% de los ingresos mensuales de la familia que disfruta del mismo (o sea, que pueden ser menos de 150 euros al mes, pero nunca más de 400). El tamaño de la vivienda varía entre los 25 metros cuadrados y los 180 y el contrato de alquiler tendrá una duración de dos años.

La Disposición final segunda del régimen especial de aplicación de la Ley de Arrendamientos Urbanos, previsto en la Disposición Adicional única del Real Decreto-Ley 27/2012 de 15 de noviembre, de medidas urgentes urgentes para reforzar la protección de los deudores hipotecarios, incluye un régimen especial de aplicación para los contratos de alquiler suscritos a través de la vía del Fondo Social de Viviendas (FSV), entre otras cosas, la duración de estos contratos será de dos años como máximo, prorrogables por otro año más; además, el desahucio por impago del alquiler no podrá hacerse efectivo hasta por lo menos los seis meses desde que se produce el impago; también podrá iniciarse el desalojo de la vivienda si finalizado el contrato de alquiler, el inquilino no abandona la vivienda.

Comentar esta noticia

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Más Info

Mundo Jurídico Info S.L.P, es el responsable del tratamiento de los datos personales del Usuario, por lo que se le facilita la siguiente información del tratamiento:

  • Fin del tratamiento: mantener una relación de envío de comunicaciones y noticias sobre nuestros servicios y productos a los usuarios que decidan suscribirse a nuestro boletín. Igualmente utilizaremos sus datos de contacto para enviarle información sobre productos o servicios que puedan ser de interés para el usuario y siempre relacionada con la actividad principal de la web, pudiendo en cualquier momento a oponerse a este tratamiento. En caso de no querer recibirlas, mándenos un email a: info@mundojuridico.info indicándonos en el asunto “No Publi”.
  • Legitimación: está basada en el consentimiento que se le solicita a través de la correspondiente casilla de aceptación.
  • Criterios de conservación de los datos: se conservarán mientras exista un interés mutuo para mantener el fin del tratamiento y cuando ya no sea necesario para tal fin, se suprimirán con medidas de seguridad adecuadas para garantizar la seudonimización de los datos.
  • Destinatarios: no se cederán a ningún tercero.
  • Derechos que asisten al Usuario:
    1. Derecho a retirar el consentimiento en cualquier momento. Derecho a oponerse y a la portabilidad de los datos personales. Derecho de acceso, rectificación y supresión de sus datos y a la limitación u oposición al su tratamiento.
    2. Derecho a presentar una reclamación ante la Autoridad de control si no ha obtenido satisfacción en el ejercicio de sus derechos, en este caso, ante la Agencia Española de protección de datos

Puede ejercer estos derechos mediante el envío de un correo electrónico o de correo postal, ambos con la fotocopia del DNI del titular, incorporada o anexada:

Si desea ampliar información sobre la política de privacidad de nuestra empresa, puede hacerlo en el siguiente enlace: https://www.mundojuridico.info/politica-de-privacidad/

Destacados