La legítima hereditaria

La legítima hereditaria es la porción de bienes de los que el testador no puede disponer por haberlos reservado la Ley a determinados herederos.

Veamos el concepto de la legítima hereditaria, dónde viene regulado y cual es su contenido

Concepto de la legítima hereditaria

En derecho común (no en aquellas regiones donde se aplique el derecho foral en materia de sucesiones), el concepto de legítima viene establecido en el artículo 806  del Código civil, en los siguientes términos:

«Legítima es la porción de bienes de que el testador no puede disponer por haberla reservado la ley a determinados herederos, llamados por esto herederos forzosos.»

¿Quiénes son esas personas que la Ley llama herederos forzosos?

Son herederos forzosos:

Los hijos y descendientes respecto de sus padres y ascendientes.

A falta de los anteriores, los padres y ascendientes respecto de sus hijos y descendientes.

El viudo o viuda en la forma y medida que establece este Código.

¿Qué porcentaje de la herencia corresponde como legítima a los herederos forzosos?

Respecto de la legítima de los hijos y descendientes:

Cuando fallecen los padres, la legítima de los hijos y descendientes será las dos terceras partes del haber hereditario del padre y de la madre.

Ahora bien, los padres podrán disponer de una parte de las dos que forman la legítima, para aplicarla como mejora a sus hijos o descendientes.

La legítima hereditariaRespecto de la legítima de los padres:

Cuando fallece el hijo (sin descendientes), constituye la legítima de los padres o ascendientes la mitad del haber hereditario de los hijos y descendientes salvo el caso en que concurrieren con el cónyuge viudo del descendiente causante, en cuyo supuesto será de una tercera parte de la herencia.

Respecto de la legítima del cónyuge viudo:

El cónyuge que al morir su consorte no se hallase separado de éste legalmente o de hecho, si concurre a la herencia con hijos o descendientes, tendrá derecho al usufructo del tercio destinado a mejora (artículo 834 Código Civil).

No existiendo descendientes, pero sí ascendientes, el cónyuge sobreviviente tendrá derecho al usufructo de la mitad de la herencia (artículo 837 Código Civil).

No existiendo descendientes ni ascendientes el cónyuge sobreviviente tendrá derecho al usufructo de los dos tercios de la herencia (artículo 838 C.Civil)

Concepto de la legítima hereditaria. Jurisprudencia:

Audiencia Provincial de Madrid (sección 21ª), sentencia 11.07.2018:

«Aun cuando pueda parecer obvio debemos recordar que la legítima no es sino la parte de los bienes del testador de los que éste no puede disponer por haberlos reservado la ley a determinados herederos, llamado por ello herederos forzosos (art. 806 CCv), y del hecho de que son herederos forzosos los hijos y descendientes respecto de sus padres y ascendientes (art. 807.1º CCv), sin que los padres puedan privar de su legítima a los herederos sino por las causas expresamente determinadas en la ley (art. 813 CCv), constituyendo la legítima de estos descendientes las dos terceras partes de los bienes dejados por aquéllos (art. 808 CCv).

Claro que es importante determinar cuál es la voluntad del testador en el reparto de sus bienes, como se ha venido reconociendo por nuestro Alto Tribunal en distintas resoluciones, como por ejemplo en sentencia de 21 de Junio de 2010 (recurso de casación 1664/06 ); ahora bien si este testador dispuso de sus bienes en contra de las previsiones legales, perjudicando en su caso los derechos legitimarios de sus hijos, cabe que desde luego estos últimos pidan el complemento de su legítima, aún en contra de la voluntad manifestada de aquél.»

Algunas otras cuestiones relacionadas con la legítima hereditaria

1ª.- Para fijar la legítima se atenderá al valor de los bienes que quedaren a la muerte del testador, con deducción de las deudas y cargas, sin comprender entre ellas las impuestas en el testamento. Al valor líquido de los bienes hereditarios se agregará el de las donaciones colacionables.

2ª.- El testador no podrá privar a los herederos de su legítima sino en los casos expresamente determinados por la ley (artículo 813 C. Civil).

3ª.- El heredero forzoso a quien el testador haya dejado por cualquier título menos de la legítima que le corresponda, podrá pedir el complemento de la misma.

4ª.- Las disposiciones testamentarias que mengüen la legítima de los herederos forzosos se reducirán, a petición de éstos, en lo que fueren inoficiosas o excesivas.

© mundojuridico.info - La legítima hereditaria

Deja un comentario. Para consultas jurídicas llámanos al 807 502 004 (Coste de la llamada 1.21€/minuto desde fijo y 1.58€/minuto desde móvil. Impuestos incluídos. Mayores de 18 años.)

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Boletín gratuíto

Introduzca su nombre, email, y le mantendremos informado


¡Únete a nuestra comunidad antes de comentar!

Únete a Mundojurídico en Facebook, te estamos esperando

Ok, publicar mi comentario.