Naturaleza del derecho de uso sobre la vivienda familiar

11 de octubre, 2019
2 comentarios

Naturaleza del derecho de uso de la vivienda familiar generado en situaciones de crisis matrimonial o de parejas de hecho según la doctrina de la Dirección General de los Registros y del Notariado.

La naturaleza del derecho de uso sobre la vivienda familiar es de orden puramente familiar y no tiene carácter de patrimonial.

Antes de nada hemos de recordar que el derecho de uso de la vivienda familiar, en el ámbito de las situaciones de crisis matrimonial, encuentra su regulación legal en los artículos 90 y 96 del Código Civil, donde se establece de un lado:

a) Cuando la separación o ruptura del matrimonio o pareja de hecho es de mutuo acuerdo en el convenio regulador que hay que presentar al Juzgado hay que señalar a quién se le atribuye el uso de la vivienda y ajuar familiar (artículo 90 Código Civil).

Inmaculada Castillo Jiménez. Abogada

b) Cuando la ruptura es contenciosa (no existe acuerdo de los cónyuges), el uso de la vivienda familiar y de los objetos de uso ordinario en ella corresponde a los hijos y al cónyuge en cuya compañía queden. No habiendo hijos, podrá acordarse que el uso de tales bienes, por el tiempo que prudencialmente se fije, corresponda al cónyuge no titular, siempre que atendidas las circunstancias, lo hicieran aconsejable y su interés fuera el más necesitado de protección (art. 96 Código Civil).

 

La Dirección General de los Registros y del Notariado se ha pronunciado en varias ocasiones sobre la naturaleza del derecho de uso sobre la vivienda familiar, entre las que destacamos las Resoluciones de 19.01.2016 y 20.10.206 y 27.12.2017.

¿Cuál es la auténtica naturaleza del derecho de uso sobre la vivienda familiar en situaciones de crisis matrimonial o de parejas de hecho?

Hay que considerar que este derecho de uso sobre la vivienda familiar es un derecho de carácter familiar, y por tanto ajeno a la clasificación entre derechos reales y de crédito, ya que ésta es una división de los derechos de carácter patrimonial, y el expresado derecho de uso no tiene tal carácter patrimonial, sino de orden puramente familiar para cuya eficacia se establecen ciertas limitaciones a la disposición de tal vivienda (artículo 96, último párrafo, del Código Civil).

Tal carácter impone consecuencias especiales, como la disociación entre la titularidad del derecho y el interés protegido por el mismo, pues una cosa es el interés protegido por el derecho atribuido (en este caso el interés familiar y la facilitación de la convivencia entre los hijos y el cónyuge a quien se atribuye su custodia) y otra la titularidad de tal derecho, la cual es exclusivamente del cónyuge a cuyo favor se atribuye el mismo, pues es a tal cónyuge a quien se atribuye exclusivamente la situación de poder en que el derecho consiste, ya que la limitación a la disposición de la vivienda se remueve con su solo consentimiento.Naturaleza del derecho de uso sobre la vivienda familiar

Además el derecho de uso sobre la vivienda familiar integra, por un lado un derecho ocupacional, y por otro una LIMITACIÓN DE DISPONER que implica que el titular dominical de la vivienda no podrá disponer de ella sin el consentimiento del titular del derecho de uso o, en su caso, autorización judicial (artículo 96, último párrafo, del Código Civil).

Artículo 96 Código Civil:

«En defecto de acuerdo de los cónyuges aprobado por el Juez, el uso de la vivienda familiar y de los objetos de uso ordinario en ella corresponde a los hijos y al cónyuge en cuya compañía queden.

Cuando algunos de los hijos queden en la compañía de uno y los restantes en la del otro, el Juez resolverá lo procedente.

No habiendo hijos, podrá acordarse que el uso de tales bienes, por el tiempo que prudencialmente se fije, corresponda al cónyuge no titular, siempre que atendidas las circunstancias, lo hicieran aconsejable y su interés fuera el más necesitado de protección.

Para disponer de la vivienda y bienes indicados cuyo uso corresponda al cónyuge no titular se requerirá el consentimiento de ambas partes o, en su caso, autorización judicial.«

 

En general se entiende que la posición jurídica de los hijos en relación con el uso de la vivienda familiar atribuido a uno de los cónyuges en casos de crisis matrimoniales no se desenvuelve en el ámbito de los derechos patrimoniales, sino en el de los familiares.

Esto no impide que si así se acuerda por los cónyuges en el convenio regulador y el Juez lo aprueba, en atención al interés más necesitado de protección, se apruebe la medida de atribuir el uso del domicilio familiar a los hijos menores, sin olvidar que vivirán en compañía de la madre o el padre.  No hay razón por tanto, para excluir la posibilidad de que el Juez, si estima que es lo más adecuado al interés más necesitado de protección en la situación de crisis familiar planteada y que no es dañosa para los hijos ni gravemente perjudicial para uno de los cónyuges (párrafo 2º del artículo 90 Código Civil), apruebe la atribución del uso de la vivienda familiar a los hijos menores acordada por los padres.

En definitiva, respecto de la naturaleza del derecho de uso sobre la vivienda familiar, el Código civil no ha querido conferirle a dicha atribución la naturaleza de derecho real.

El articulo 96 del Código civil se limita a resolver a quién se atribuye el uso de la vivienda familiar, estableciendo la preferencia de los hijos comunes y del progenitor a quien se atribuya la guarda y custodia, o a aquel de los cónyuges cuyo interés resulte más digno de protección, sin pronunciarse sobre la naturaleza de dicho derecho. Se trata de una situación en la que uno de los cohabitantes en el mismo domicilio es preferido al otro por razones que el ordenamiento jurídico considera protegibles y ello con independencia del título que ostente el titular de la vivienda, ya sea arrendamiento, exclusiva del titular o copropiedad con el cónyuge usuario.

© mundojuridico.info - Naturaleza del derecho de uso sobre la vivienda familiar

Deja un comentario. Para consultas jurídicas llámanos al 807 502 004 (Coste de la llamada 1.21€/minuto desde fijo y 1.58€/minuto desde móvil. Impuestos incluídos. Mayores de 18 años.)

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

2 Responses to Naturaleza del derecho de uso sobre la vivienda familiar

  1. DAVID COBAS DIAZ en 20 de febrero, 2018 de 11:33

    Puede mi ex tirar muros de carga en mi casa que tiene de uso y disfrute?

Boletín gratuíto

Introduzca su nombre, email, y le mantendremos informado

¡Únete a nuestra comunidad antes de comentar!

Únete a Mundojurídico en Facebook, te estamos esperando

Ok, publicar mi comentario.