Omisión de bienes en la liquidación de la sociedad de gananciales

Omisión de bienes en la liquidación de la sociedad de gananciales

Cuando se produce la omisión de bienes en la liquidación de la sociedad de gananciales lo que procede es la acción de adición o complemento.

Veamos qué ocurre cuando en la liquidación de la sociedad de gananciales se ha omitido voluntaria o involuntariamente incluir un bien que debió formar parte del inventario.

La acción judicial que encaminada a complementar la liquidación de la sociedad de gananciales por omisión de bienes, derechos, cargas u obligaciones, voluntaria o involuntariamente se denomina acción de adición o de complemento.

En este tipo de acciones se parte de una liquidación válida y eficaz, cuyos efectos se quieren mantener, pero hay que complementarla o adicionarla con el bien que se dice omitido.

EJEMPLO:

Los cónyuges deciden divorciarse de mutuo acuerdo y suscriben el convenio regulador que van a presentar al Juzgado para su aprobación.
En este convenio, practican la liquidación de la sociedad de gananciales, adjudicándose cada uno bienes (activo) y obligaciones (pasivo) pertenecientes a dicha sociedad.

Al cabo del tiempo, uno de ellos se da cuenta que se ha omitido involuntariamente en el activo de los gananciales un determinado bien porque creía que era privativo y resulta que tiene carácter ganancial (por ejemplo la vivienda familiar comprada de soltero por uno de los esposos pero abonada parte de la hipoteca durante el matrimonio), o porque no conocía de las actividades empresariales del otro cónyuge y resulta que descubre que tenía dinero en una cuenta bancaria exclusiva.

En estos casos y una vez liquidada la sociedad de gananciales mediante el convenio regulador, aprobado judicialmente por el Juez, ¿Cabe su posterior modificación al objeto de incluir esos bienes omitidos?

Regulación de la omisión de bienes en la liquidación de la sociedad de gananciales

La acción de adición o complemento a la liquidación de la sociedad de gananciales viene regulada indirectamente en el artículo 1.079 del Código civil por remisión del artículo 1.410 Código civil:

Artículo 1.079 Código Civil:
” La omisión de alguno o algunos objetos o valores de la herencia no da lugar a que se rescinda la partición por lesión, sino a que se complete o adicione con los objetos o valores omitidos.”

Artículo 1.410 Código Civil:
” En todo lo no previsto en este capítulo sobre formación de inventario, reglas sobre tasación y ventas de bienes, división del caudal, adjudicaciones a los partícipes y demás que no se halle expresamente determinado, se observará lo establecido para la partición y liquidación de la herencia.”.

La acción de adición, como veis, es una acción típicamente sucesoria (art. 1079), aplicable por remisión a la liquidación de la sociedad de gananciales (art. 1410).

Es decir, la acción de adición que está pensada para las particiones hereditarias cuando se omite un bien en la herencia es la que se aplicará también por esa remisión que hace el artículo 1410 a la liquidación de la sociedad de gananciales.

Cuando se han omitido algún bien en la liquidación de gananciales practicada, existe un principio general, que es el de “conservar la liquidación practicada“, si bien, añadiendo aquellos bienes u obligaciones que se hubiese omitido. Esto quiere decir que salvo casos muy evidentes de nulidad de la liquidación de los gananciales, la ley lo que va a pretender es “conservar” lo que ya se ha hecho, si bien, complementando la misma con los bienes o valores omitidos.

¿Cuándo procederá la acción de adición o complemento?

La doctrina y la jurisprudencia coinciden en que la procedencia del complemento o adición de la liquidación de gananciales ( o de la partición de herencia) estará en función de las circunstancias que concurran en el caso enjuiciado, tales como si fue la voluntad de las partes realizar una liquidación por entero de la sociedad o por el contrario meramente parcial, o si las partes ignoraban la existencia de los bienes omitidos o, por el contrario, conocían su existencia y no los incluyeron a sabiendas.

Añade la jurisprudencia que si la liquidación se contempla por los cónyuges como total, de todos los bienes que integran la sociedad, la mera omisión de un bien ganancial en la liquidación no comporta por sí sola la atribución al bien de carácter privativo si no manifiestan otra cosa las partes. 

La omisión de un bien ganancial tampoco implica necesariamente una renuncia al ejercicio de las acciones o derechos que correspondan, y si no hay renuncia, procedería el complemento o adición de la liquidación.

En particular, se ha admitido la acción de adición o complemento respecto de los bienes aparecidos o descubiertos después de la partición, en el entendido de que la hecha se limitó exclusivamente a los bienes conocidos en ese momento, tal como así lo recoge la Sentencia del Tribunal Supremo 1085/2003 de 20 de noviembre.

Sentencia del Tribunal Supremo 381/1977 de 19.11.1977

En esta sentencia relacionada con la partición de herencia pero aplicable, por lo que hemos dicho, a la liquidación de los gananciales, se afirma que el hecho de que no se incluyeran determinados bienes en las operaciones particionales no implica renuncia a los demás bienes que en lo sucesivo puedan aparecer:

“(…) los referidos documentos, interpretados por la sentencia, no tienen otra finalidad que reseñar los bienes partibles que han creído ser de la herencia y dividirlos entre los herederos, pero no contienen la renuncia a todos los demás que después puedan aparecer como pertenecientes a la aludida herencia, como quieren sostener los recurrentes.

“(…) lo único que realmente relaciona son los bienes que, por entonces, eran conocidos de los herederos como integrantes de la herencia del causante, sin envolver renuncia expresa ni tácita a los demás que en lo sucesivo puedan aparecer; no es, pues, demostrativo de un hecho contrario e incompatible con el que la sentencia afirma como base de su tesis condenatoria, porque ni la relación de bienes que se presenta a fines fiscales, ni el inventario de tales bienes que se formaliza en una partición de herencia, cierran el camino a toda pretensión reivindicatoria posterior relativa a bienes que, en aquellos anteriores momentos, so desconocía pertenecieran a la herencia objeto de aquellas operaciones”.

¿Cabe que prospere la acción de adición si las partes han manifestado darse por pagadas?

Aunque habrá que analizar el caso concreto, hay que tener en cuenta que el Tribunal Supremo tiene dicho que, en atención a las circunstancias, es posible llegar a la conclusión de que la omisión de bienes conocidos por ambos cónyuges en la liquidación practicada de mutuo acuerdo puede comportar una renuncia que impide reclamar posteriormente el complemento o la adición. 

De la misma manera que en tales circunstancias la cláusula por la que las partes manifiestan darse por pagadas en su haber puede considerarse como una renuncia.

Se podría resumir la doctrina del Tribunal Supremo en este aspecto, a salvo de analizar las circunstancias del caso concreto, de la siguiente manera:

No procede el complemento o adición de la partición prevista en el artículo 1079 Código Civil (aplicable a la liquidación de la sociedad de gananciales en virtud de la remisión prevista en el artículo 1410 Código Civil) cuando, conociendo la existencia de bienes que no se incluyen en el inventario, los interesados manifiestan, mediante una cláusula de cierre incluida en el convenio regulador, que dan por finiquitada la liquidación y se dan por pagados con las adjudicaciones efectuadas. 

En tal caso cabe apreciar una renuncia (artículo 6.2 Código Civil) a las acciones que pudieran corresponder frente al partícipe que tenía en su poder el bien que no se incluyó en la liquidación, a sabiendas de su existencia.

Con esta doctrina se viene a establecer que no procederá la acción de adición cuando las partes conocieron de la existencia de ese bien que posteriormente uno de los ex cónyuges quiere adicionar a la liquidación de gananciales practicada, cuando ambos han acordado la liquidación total de la sociedad, sin matices y han incluido una cláusula en el convenio conforme a la cual con las adjudicaciones realizadas a cada cónyuge quedaban liquidados sus respectivos haberes derivados de la sociedad de gananciales.

Sentencia del Tribunal Supremo (Sala 1ª), de fecha 17.03.2016

En este caso no sólo se aceptó un inventario que no incluía una finca a sabiendas, sino que las partes declararon darse por pagadas:

“Se estima que se trata de una renuncia a la posible reclamación sobre la finca objeto del contrato de vitalicio: renuncia tácita la intervención, como parte, en la partición del haber hereditario de sus padres en cuyo inventario no aparecía la finca cuya reclamación es el objeto de este proceso; renuncia tácita que es admitida jurisprudencialmente, como recuerda la sentencia de 30 de octubre de 2001 al decir: “si bien la renuncia ha de ser clara, terminante e inequívoca, el ordenamiento jurídico, concretamente, del artículo 6.2 del Código Civil que la regula, no la sujeta a una forma especial, por lo que puede producirse de forma tácita o implícita.

Y, por otra parte, es renuncia expresa la declaración que consta en la misma escritura de aceptación de herencia y partición que expresa literalmente que renuncia a las acciones; a cuya renuncia expresa también se ha referido la jurisprudencia, como la sentencia de 25 de noviembre de 2002 que dice: “la jurisprudencia de esta Sala es reiterada y uniforme en declarar que las renuncias no se presumen; que han de resultar de manifestaciones expresas a tal fin, o de actos o conductas que de modo inequívoco, necesario o indudable lleven a la afirmación de que ha existido una renuncia”. La renuncia, por dos veces, tácita y expresa, en el presente caso es indiscutible: el aceptar un inventario que no incluye la finca, a sabiendas, es una posición clara, terminante e inequívoca de que no la pretende reclamar nunca y el renunciar a las acciones que pudieran corresponderle, por darse por pagado es una clara renuncia expresa.

Lo cual responde, a su vez, al principio general del Derecho de los actos propios que no sólo no se ha infringido, como se alega en este motivo del recurso, sino que se ha dado exacto cumplimiento al mismo, tal como lo ha entendido la doctrina de esta Sala: “…extinción de algún derecho, sin que la conducta del agente exista ningún margen de error por haber actuado con plena conciencia para producir o modificar un derecho” ( sentencia de 27 de enero de 1996) lo que en el caso presente en que el demandante y recurrente tenía conocimiento de que la finca no se hallaba en el inventario y que renunció a las acciones, es evidente su “plena conciencia”; “no produciendo efectos en el caso de que el acto esté viciado por error provocado o cuando se violenta el consentimiento del otorgante” ( sentencia de 30 de septiembre de 1996) y en el presente caso no se ha probado en absoluto el error o la violencia; “…ha de ser concluyente e indubitado y con alcance inequívoco” ( sentencia de 7 de marzo de 1997), lo que ocurre en el caso presente; “inadmisibilidad de venir contra los propios actos…comportamiento coherente…entre la conducta anterior y la pretensión actual exista una incompatibilidad o una contradicción según el sentido que, de buena fe, hubiera de atribuirse a la conducta anterior” ( sentencia de 16 de febrero de 1998) lo que exactamente ha ocurrido en el presente caso; la misma idea se reitera de “incompatibilidad o contradicción en el sentido que, de buena fe, hubiera de atribuirse a la conducta anterior” ( sentencias de 9 de mayo de 2000 y 21 de mayo de 2001)”.

Diferencia entre la acción de adición y la de rescisión por lesión

La acción de adición o complemento por omisión de bienes en la liquidación de la sociedad de gananciales no debe de ser confundida con la acción de rescisión por lesión en más de una cuarta parte que también es una acción que se puede plantear después de haber practicado la liquidación de la sociedad de gananciales.

La diferencia fundamental radica en que la acción de adición lo que pretende es incluir los bienes omitidos u olvidados, mientras que la acción de rescisión por lesión se refiere a que, estando de acuerdo con el inventario practicado (no se ha omitido ningún bien), existe un error en la valoración de las partidas adjudicadas a los cónyuges que supone un perjuicio en el reparto para uno de ellos, aplicándose a esta última acción lo dispuesto en el artículo 1.074 Código Civil:

EJEMPLO:

Un matrimonio liquida su sociedad de gananciales realizando un inventario de bienes que se reparten al 50% con una igualdad de valoraciones. Posteriormente uno de los cónyuges advierte que en el reparto de los bienes que se ha adjudicado existe una lesión en más de una cuarta parte respecto de la valoración de los bienes que ha recibido el otro.

Aunque en sucesivos artículos hablaremos con más detalle de estas acciones, solo hemos querido con estas reflexiones que sepáis que aunque se haya practicado la liquidación de la sociedad de gananciales, existen acciones encaminadas a corregir tanto la omisión de bienes como los defectos cuando las valoraciones en el reparto no han sido equitativas.

Os sugerimos la lectura de nuestro artículo: ” Formación de inventario para la liquidación de la sociedad de gananciales“.

Inmaculada Castillo

Comentarios

  1. MARÍA

    Perdón, en mi comentario anterior quise decir que la fecha del juicio es en abril 2021

  2. MARÍA

    ¿La ACCIÓN DE ADICIÓN o complemento a la liquidación de la sociedad de gananciales se puede hacer durante el proceso o se hace cuando pase el juicio?
    Es decir, ya hemos tenido la comparecencia y cómo no hemos llegado a un acuerdo nos emplazan a juicio verbal en abril 2012.
    Antes del juicio me doy cuenta que no he aportado los pagos de la comunidad de propietarios de la vivienda en común, ¿podría aportarlos antes del juicio o tendría que esperar a qué acabe el juicio?

  3. Begoña cebrian

    Hola buenas tardes,soy begoña me gustaría saver si tras divorciarme en el 2015 de mutuo acuerdo, porque la casa que construimos en un solar de su padre, nunca la puso a mi nonbre y al divorciarme mi abogado me dijo que no podía pedir nada, pero si que me dejo en las dos ipotecas que aún están en vigor. Me an dicho que yo podría reclamar los 10 años que estuve pagando las ipotecas antes del divorcio. o tras haverme hecho firmar que en un futuro no le reclamaría nada me es imposible??? Muchas gracias.

  4. victor parreño ortiz

    hola en mi caso se hizo la liquidaciom de la sociedad de gananciales .de mutuo acuerdo, la cosa es pasados dos años sigue sin poner a su nombre las propiedades y los ayuntamientos me graban a mi con los impuestos con lo cual tengo grabes perjuicios y embargos por esta causa
    me podrían decir que puedo hacer en esta situación ,en hacienda no me dicen nada y en el registro de la propiedad me dicen que pague yo para poner las propiedades a su nombre un saludo y gracias de antemano
    victor

    • Inmaculada Castillo

      Hola Victor,

      Hemos leído tu consulta y para la resolución de dudas como las que planteas tenemos un servicio específico que consiste precisamente en contestar por escrito las dudas expuestas e indicarte igualmente cómo proceder.
      Remitimos a este servicio porque la duda planteada requiere de cierto estudio y tiempo para la redacción de la respuesta.
      Te dejo el enlace para mayor información.
      https://www.mundojuridico.info/nuestros-servicios/presupuesto-para-informe-juridico/
      Un saludo y gracias por visitar Mundojuridico.info

  5. Isabel Benito P.

    En una liquidación del régimen económico de gananciales, por un error, no se incluyo en el inventario, una plaza de garaje correspondiente al piso que me fuese adjudicado como mi vivienda principal. Nos hemos dado cuenta al tratar de registrar el piso a mi nombre, y dije tratar porque por errores de procedimiento de parte del Tribunal y abogados, fue rechazada la inscripción por incurrir la sentencia del Tribunal en errores, con la normativa que exige el Colegio de Registradores de España, y así fue que nos dimos cuenta que existía como propiedad vinculada al piso OMITIDA en la partición y liquidación dicha plaza de garaje, mi exmarido y su abogado pretenden ahora, que se firme en notaria esa cesión, pero exigiendo que retire una demanda judicial, por cobro de pensiones compensatorias, no satisfechas desde hace un año, a pesar de tres ordenes del Tribunal. Nos oponemos porque igualmente en la partición y por la premura y falta de recursos de mi parte, tuve que aceptar una liquidación inferior a lo que realmente eran la totalidad de los bienes conyugales, así como la minoración del valor de las propiedades que le quedaron a el, como un chalet de lujo en Leganes Madrid, dos coches de alta gama y otro vehículo de menor valor (el chalet que era la vivienda conyugal le asignaron un valor muy por debajo del precio de mercado), todo esto para que se pudiera hacer el cuadrante exigido. y poder tener recursos para subsistir, ya que estoy impedida por razones de salud de trabajar. Que se podría hacer intentar otra demanda según art. 1079 y 1410 del código civil.En adición por omisión?. Y se le ofició al Tribunal , sobre los documentos y procedimientos solicitados por el Registrador de mi Localidad, para poder inscribir y registrar el piso a mi nombre. Le agradezco su orientación

  6. Irene

    Buenas tardes;
    Mi caso es el siguiente: En el 2012 me divorcié con convenio regulador de mutuo acuerdo con sentencia firme en 2013.
    En él también se estableció la liquidación de gananciales al 50%.
    En concreto sobre la vivienda familiar comprada en gananciales.
    Pero, mientras estaba casada, vendí una vivienda de carácter privativo cuyo importe percibido lo ingresé en su totalidad en la liquidación de hipoteca de la vivienda familiar ganancial.Esto, no se tubo en cuenta en su momento, creyendo que las cosas eran así ya que me impuso su abogado si quería yo que él firmara el divorcio.

    Con el tiempo, me han dicho que esto no es así. Es más, pienso que lo hizo con dolo.

    Quisiera saber qué procedimiento o que opciones tengo para que esta cantidad (32 millones de las antiguas pesetas) se me devuelva.

    Por la acción de rescisión entiendo que es imposible porque habláis de un periodo de 4 años (ya han pasado), pero….veo este artículo de OMISIÓN DE BIENES GANANCIALES, Y QUERÍA SABER SI SE PODRÍA HACER POR ESTA VÍA.

    SI NO ES ASÍ, QUE OPCIONES TENGO?

    Muchísimas gracias.

    Un saludo

  7. juana

    BUENAS TARDES. INTERESANTE ESTUDIO que me ha movido a esta consulta
    Sentencia Juicio Menor Cuantia para Liquidar la Sociedad de Gananciales. En ella se dice que en *EJECUCION DE SENTENCIA* se repartirá por mitades.
    El mismo día que sale esa Sentencia se plantea una LIQUIDACION DEL REGIMEN ECONOMICO MATRIMONIAL

    PREGUNTA 1: ES LO MISMO Ejecución de Sentencia del Juicio de Menor Cuantía que Liquidación del Régimen Económico Matrimonial???
    PREGUNTA 2: ES LO MISMO Jucio de Menor Cuantía para Liquidar la Sociedad de Gananciales – que -> Liquidación del Régimen Económico Matrimonial……………… ???
    PREGUNTA 3- en este caso sería cosa Juzgada??

    Se firma la Liquidación del Régimen Económico Matrimonial, con inventario y reparto de INMUEBLES
    – PERO EL DINERO NO SE INCLUYE y por tanto no se reparte. El dinero si aparecía en el Juicio de Menor Cuantía de Liquidación de Sociedad de Gananciales.
    – El dinero solo lo disponía y gestionaba una parte OCULTANDO EN TODO MOMENTO su gestión y su LOCALIZACIÓN
    PREGUNTA 4: SE PODRIA RECLAMAR ESE DINERO??

    PREGUNTA 5: USTEDES PUEDEN ORIENTAR UN PRESUPUESTO

    muchas gracias por su atención

  8. Javier lucas

    Se realizó un inventario para la liquidación de gananciales en el que sólo había bienes míos y cantidades irreales al ser importes ingresados en cuenta ganancial años antes del divorcio. al aparecer esos importes (una liquidación por despido y un pago único del paro como subvención) las cantidades que se han incluido son muy altas, nada que ver con la realidad.

    Cómo puedo reclamar que está mal efectuada ese inventario? estoy a espera de la sentencia pero veo venir la bomba (mi abogado no me ha informado de todo, he tenido que consultarlo con otros abogados).

  9. Maria

    Hola me divorce de mutuo acuerdo en 2009 y en el reparto de gananciales se nos olvidó meter una cochera, ahora quiero venderla pero no tengo manera de ponerme en contacto con mi ex. Que puedo hacer, estaría en el caso de acción en adicion

  10. Francisco Carrión Galera

    Me divorcié en el año 1.976, en el reparto de bienes gananciales se olvidó poner una pequeña casa, que era herencia de mis padres, pero cuando se hizo la escritura de cesión estaba casado con mi ex.
    Ahora he querido venderla pero ella se niega a firmar si no le doy la mitad del valor de la casa. ¿Qué puedo hacer para subsanar este error?, me han dicho que se puede hacer una adición a la liquidación de gananciales. ¿Es factible y cómo se hace?
    Gracias, saludos.

    • Inmaculada Castillo

      Hola Francisco,

      1º Si la casa provenía de una herencia de tus padres, conforme a derecho común, se entendería como un bien privativo tuyo, salvo que existan al respecto circunstancias que no hayas expuesto.
      2º.- Sería interponer una demanda en el Juzgado que llevó la liquidación solicitando la adicción de un bien que se omitió en el inventario.

      Un saludo y gracias por visitar Mundojuridico.info

      • Francisco Carrión Galera

        Muchas gracias, así lo haré.
        Saludos.

  11. Belén

    Mi ex y yo adquirimos sentencia divorcio en SEPT 2009. Le reclamé la mitad del coche y no recibí nada. Le pusieron me pasara pensión durante 5 años que ya concluyeron pero NUNCA me pagó el IPC.
    Puedo ahora pedirle ambas cosas??? Estuve en prisión y no pude. Un saludo

  12. jorge

    necesito un modelo notarial de la accion de ADICION O COMPLEMENTO DE LA SUCECION, EN VIRTUD de haber hecho una sucesion y haber dejado un bien por fuera

Comentar esta noticia

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mundo Jurídico Info S.L.P, es el responsable del tratamiento de los datos personales del Usuario, por lo que se le facilita la siguiente información del tratamiento:

  • Fin del tratamiento: mantener una relación de envío de comunicaciones y noticias sobre nuestros servicios y productos a los usuarios que decidan suscribirse a nuestro boletín. Igualmente utilizaremos sus datos de contacto para enviarle información sobre productos o servicios que puedan ser de interés para el usuario y siempre relacionada con la actividad principal de la web, pudiendo en cualquier momento a oponerse a este tratamiento. En caso de no querer recibirlas, mándenos un email a: info@mundojuridico.info indicándonos en el asunto “No Publi”.
  • Legitimación: está basada en el consentimiento que se le solicita a través de la correspondiente casilla de aceptación.
  • Criterios de conservación de los datos: se conservarán mientras exista un interés mutuo para mantener el fin del tratamiento y cuando ya no sea necesario para tal fin, se suprimirán con medidas de seguridad adecuadas para garantizar la seudonimización de los datos.
  • Destinatarios: no se cederán a ningún tercero.
  • Derechos que asisten al Usuario:
    1. Derecho a retirar el consentimiento en cualquier momento. Derecho a oponerse y a la portabilidad de los datos personales. Derecho de acceso, rectificación y supresión de sus datos y a la limitación u oposición al su tratamiento.
    2. Derecho a presentar una reclamación ante la Autoridad de control si no ha obtenido satisfacción en el ejercicio de sus derechos, en este caso, ante la Agencia Española de protección de datos

Puede ejercer estos derechos mediante el envío de un correo electrónico o de correo postal, ambos con la fotocopia del DNI del titular, incorporada o anexada:

Si desea ampliar información sobre la política de privacidad de nuestra empresa, puede hacerlo en el siguiente enlace: https://www.mundojuridico.info/politica-de-privacidad/

Destacados